Ejemplo de mitos cortos urbanos Las imágenes en Facebook

Ejemplo de mitos cortos urbanos Las imágenes en Facebook

Facebook es una de las redes sociales que en los últimos años ha crecido muchísimo. Estoy seguro que al menos uno de tus conocidos tiene un perfil activo en este portal. Y es que la manera en la que nos comunicamos se ha modificado en los últimos años, favoreciendo el que en la actualidad sea más sencillo comunicarse a través de imágenes en lugar de con palabras.

El siguiente es un ejemplo de mito corto que circula por la red, el cual tiene algo de verídico. Se trata de una fotografía de un niño pequeño acostado en la cama de un hospital, pidiendo a la gente que vea el retrato que no solamente le dé “Me gusta”, sino que también done por lo menos un dólar a cierta cuenta bancaria.

¿Parece inofensivo cierto? Sin embargo, los expertos en fraudes y seguridad cibernética recomiendan que no compartamos esta clase de información, ya que al hacerlo le abrimos la puerta a personas extrañas, quienes pueden conocer ciertos datos personales (nuestro nombre, fotografía etc.) dependiendo de qué tan restringido tengamos el perfil.

Además, en los Estados Unidos ya han sido muchas las denuncias en las que tanto hombres como mujeres se quejan de que han conocido a personas a través de este medio y que cuando al fin los ven en persona, se dan cuenta de que las fotos que les habían enviado no se corresponden con la persona real.

Es por eso que te recomendamos que jamás reveles información comprometedora. Hace no mucho tiempo, se supo de un caso de una muchacha que se enamoró de un aparente joven preparatoriano.

Ella junto todos sus ahorros y se fue a visitarlo en el verano. Lo macabro es que ninguno de sus familiares la volvió a ver con vida, pues el hombre resultó ser un asesino serial y los restos de la chica fueron hallados en un terreno baldío cercano al domicilio del criminal.

Posted in Sin categoría